Música

‘Pesadilla en la cocina’: Chicote se niega a probar la comida del último restaurante visitado

‘Pesadilla en la cocina’: Chicote se niega a probar la comida del último restaurante visitado
‘Pesadilla en la cocina’: Chicote se niega a probar la comida del último restaurante visitado

La nueva entrega de ‘Pesadilla en la Cocina’ dejo al chef asombrado con la situación del restaurante, si quieres saber que fue lo que pasó, pincha aquí y entérate de todo.

Alberto Chicote hace unas semanas estrenó las nuevas entregas de ‘Pesadilla en la Cocina’. El pasado 23 de mayo, Chicote acudió a un restaurante llamado Generación del 27 para intentar solucionar los problemas, sin embargo el restaurante contaba con una gran cantidad de inconvenientes, que ni si quiera el mismísimo Chicote se imaginaría que se fuera a encontrar.
Nada más entrar al local, el chef se dio cuenta de lo descuidado que estaba el lugar, observando como había vasos sin recoger sobre las mesas, además de lo pegajosas y sucias que estaban las mesas, sillas y el suelo.
El local estaba regentado por cuatro personas, el jefe, un relaciones públicas, el camarero y la cocinera. Esta última acusaba al relaciones públicas, Mauro, y al jefe, Paco, de que por las noches se quedaban en el bar bebiendo y fumando. No obstante, Mauro culpaba a la cocinera de que era la que peor trabajaba en el restaurante.
Paco sacó una paella para que lo probara el chef, pero escuchó decir a la cocinera que el arroz estaba hecho hace tres días y a Chicote se le quitaron las ganas hasta de probarlo. Posteriormente decidió sentarse en la mesa para degustar los platos de la Generación del 27.


A Chicote le dieron la carta para que eligiera lo que quería comer, en cambio nada de la carta había y solo tenían cuatro platos. Antes de probar los alimentos, Alberto Chicote quiso ver las condiciones de la cocina.
Nada más entrar el chef pudo observar como había cubiertos sin lavar, una plancha llena de restos de comida, suciedad por todas partes… Sin embargo, lo que no se esperaba era la situación de las neveras.
Cuando el chef abrió la nevera le dio un olor agrio y tuvo que cerrar inmediatamente la puerta de la misma. Después fue sacando alimentos y había salsa brava con moho, carne ya hecha guardada en la nevera, carne en salsa en mal estado… Tal era la situación que a Chicote le empezaron a entrar arcadas y llegó a definirlo como «la cámara de los horrores», además de definir a los integrantes de la Generación del 27 como «los cuatro jinetes del Apocalipsis, os faltan las guadañas».
Chicote comentó al irse, que de todos los restaurantes de las diferentes temporadas de los que ha visitado este era el peor, siendo la primera vez que se va de un restaurante sin probar bocado de sus platos.

Escucha HappyFmLa radio en directo ¡Sólo números 1!

Te interesará además