Música

The Walking Dead 7×08: El Gran Reencuentro Antes de la Venganza Final

Etiquetas

Avatarpor Redacción
  • WhatsApp
  • facebook
  • Tweet
  • pinit
burlon
The Walking Dead 7×08: El Gran Reencuentro Antes de la Venganza Final
The Walking Dead 7×08: El Gran Reencuentro Antes de la Venganza Final

Último capítulo antes del parón habitual de mitad de temporada y, aunque esto os pueda sonar raro tratándose de The walking dead, la sensación que nos ha quedado es de satisfacción. ¿Qué ha sucedido en este episodio? ¿Cómo resumimos la temporada? ¡Dentro las respuestas!

The walking dead se despide por unos meses. Esta séptima temporada de una de las series más exitosas de la historia de la televisión ha tenido sus más y sus menos, sus detractores y sus amantes incondicionales, también pérdidas dolorosas y, como colofón a una temporada diferente, un final emotivo. Las siguientes líneas, avisamos, están llenas de spoilers.

Este último episodio, el octavo, antes del parón habitual en mitad de temporada, nos tenía temblando. Tenemos que reconocerlo: la imagen vista en el avance, que nos mostraba a Rick mirando al frente en un evidente estado de shock y con lágrimas en los ojos, nos hacía vaticinar lo peor. Sin embargo, ha sido un capítulo mucho más ‘light’ de lo que esperábamos, aunque no por ello ha sido un capítulo que desmerezca nuestro aplauso. Salvando ese primer episodio del que, sí, seguimos sin recuperarnos, ha sido una temporada «tranquila», al menos todo lo tranquila que puede ser esta serie, pero no por ello ha sido menos interesante.

Pocos sobresaltos y más información que otra cosa; hemos descubierto otras comunidades que van a ser importantes, hemos conocido mejor a varios personajes que empiezan a tener mucho peso -¡bravo por Rosita!- y, sobre todo, nos hemos preparado para lo que está por venir. La segunda mitad de esta séptima temporada promete. Promete mucho.

¿Cómo ha sido este último episodio? Negan ha establecido su residencia temporal en Alexandria y en torno a ese hecho ha girado prácticamente todo: mientras Carl y Olivia trataban de lidiar con él, Rick y Aaron (por quien hemos temido seriamente) se jugaban la vida por enésima vez para conseguir algo que pudiera interesarle al líder de los Salvadores.

Y Spencer se preparaba para la jugada que todos estábamos esperando; sobre todo, seamos sinceros, lo esperábamos porque también todos conocíamos el final y ya queríamos que llegara. Su rechazo a Rick desde prácticamente el primer momento ha llevado a Spencer a tomar una importante decisión: Negan debía saber que Rick era una persona que no sabía trabajar en equipo y que no aceptaba la actual situación, en la que había dejado de ser el líder. Esperaba así convencer a Negan de que él, Spencer, era una mejor opción para liderar Alexandria, siempre bajo las órdenes del líder absoluto, a quien no tenía pensado cuestionar.

Pero Negan, que parece moverse de sorpresa en sorpresa, tenía otros planes para todos. Tras escuchar atentamente a Spencer, ha entendido lo que es: un traidor, en varios sentidos, una persona desleal que pretendía que fuera Negan quien se deshiciera de Rick, haciéndole así el trabajo sucio a Spencer para alcanzar el poder. Y eso no le gusta a Negan. Así que, sorprendentemente lejos de Lucille, sí ha terminado con la vida de una persona… la de Spencer. No vamos a engañar a nadie: estábamos deseándolo. Ha sido bastante satisfactorio comprobar cómo el propio Rick acababa con el zombie en que Spencer se había convertido tras ser asesinado.

Lamentablemente, este incidente nos conducía a otros dos. Después de esto, Rosita, que pensaba llevar su plan hasta el final, no ha dudado en disparar a Negan cuando ha contado con una oportunidad para hacerlo… Pero Lucille, además de ser la ejecutora de los crímenes de Negan, parece ser también su protectora: el bate salvaba la bala.

Negan enloquece ante esto y cuando parecía que Rosita iba a ser su próxima víctima un conjunto de casualidades llevan a esa segunda muerte que muchos sospechábamos: la de la buena Olivia, que se había ganado el corazón de todos. Además, los Salvadores se llevan con ellos al responsable de crear esa bala que llevaba el nombre de Negan: un Eugene que, en una gran evolución como personaje, confiesa que ha sido él quien la ha construido.

Mientras tanto, Daryl escapaba de la prisión en la que Negan le ha tenido encerrado en los últimos episodios y lo hacía con la ayuda de un Jesus que ya está dentro de la familia. Carol y Morgan se preguntaban si deben unirse para luchar contra los Salvadores; ambos se niegan, cada uno a su manera, y nuestra protagonista sigue buscando lo que tanto dice desear: la soledad.

También Michonne encontraba su camino y ella nos lo enseñaba al resto: se había acabado el vivir bajo las órdenes de Negan, bajo el miedo que éste había impuesto a unas personas que han luchado contra todo, han sobrevivido a un sinfín de acontecimientos y han construido algo hermoso a su alrededor. La fuerza de Michonne (¡nuestra querida Michonne!) es una de las cosas más valiosas de esta serie… Y con ella conseguía convencer a Rick de lo que había que hacer.

La siguiente escena cambiaba de escenario: Maggie, subida en una de las torres de vigilancia de Hilltop -donde, por cierto, cada vez está más cerca del reinado que le pertenece- sonreía al principio con timidez y después con auténtica felicidad por una imagen que se presentaba ante ella. No tardábamos en descubrir que eran Rick, Michonne, Rosita, Tara y Carl quienes se adentraban en la comunidad. Seguimos emocionados por el abrazo con el que Maggie recibe a un Rick que reconoce haberse equivocado: ha llegado la hora de luchar.

Entonces, una sorpresa más: al fondo, para poner un magnífico punto y final al episodio, aparecía Daryl. Rick corría hacia él y se abrazaban en una imagen que no podemos describir; momento ñoño que agradecemos, ¡menudo abrazo! No eran los únicos: Michonne y Sasha, Tara y Daryl, Enid compartía una sonrisa con Carl, Michonne daba otro cariñoso abrazo a Daryl… Sí, la familia está unida de nuevo.

Y en una de las escenas más significativas de la serie, Daryl le entrega a Rick un objeto que representa el cambio que se va a producir: una pistola. Rick vuelve a tener el control. Y todos están con él, avanzando hacia el edificio principal de Hilltop y preparándose para la venganza tras este gran reencuentro. Negan, vigila tus espaldas.

Febrero, llega ya… Solo entonces sabremos cómo continúa esto.

HappyFM. Escuchar en directo. ¡Sólo números 1!

Escucha HappyFmLa radio en directo ¡Sólo números 1!

Te interesará además